El Ramos Mejía…de sulkis y palenques.

belgrano-y-av-de-mayo-1920-web

Si de esquinas  emblemáticas se trata, los ramenses, a lo largo de nuestra historia tenemos dos, lógicamente la más popular, Rivadavia y Avenida de Mayo . Luego esta, sin duda, la que muestra esta fotografía; Belgrano y Avenida de Mayo( 1920).

 

Este extraño documento- tal vez único-, se nos une a la infinita memoria de Don Tito, habitante de Ramos mejía desde hace algo más de 90 años, nos cuenta que esta foto es de principios de 1920 y que pertenece a la por entonces, Forrajería y Almacén “Al Ahorro”. Nos dice Don Tito que aquí, es donde su madre le hacía Ir cuando era chico, a comprar carbón, maíz para las gallinas, semillas y claro… los caramelos que Don Biasse (su propietario) le obsequiaba de yapa, algo que ya en nuestros días, no existe.

 

También podemos ver algo muy común en esa época, los palenques para sujetar los caballos y el bebedero de cinc, junto esos particulares habitantes de un Ramos Mejía de apenas 6000 ramenses aproximadamente. Casi todo el pueblo rodeado  de quintas de verduras y flores y lógicamente las mansiones de los poderosos de la época. Por entonces, ya teníamos estación ferroviaria (1858), la iglesia Del Carmen, la Casona de la Estación, el Salón Victoria, la Sociedad de Socorros Mutuos y vendría mucho más.

 

Pero volvamos por un instante a esa esquina, el dueño durante un tiempo fue Don Juan de Biasse, en el fondo de esta propiedad estaba la Cancha de Pelota-Paleta que por uno de sus costados daba a la calle Belgrano y estaba dirigida por un  vasco, una persona muy fornida, según crónicas de esos tiempos y que ostentaba el titulo de “Canchero”. En este caso, como en otros, nos hace bien recordar y ver a quienes nos precedieron en el tiempo, ramenses como nosotros, gente de pueblo, honesta y trabajadora, todo una estampa de nuestro Ramos Mejía en las primeras décadas del siglo  XX.

 

Creo oportuno cerrar esta emotiva nota, con el poema de un grande de la literatura Argentina, el cual ejercía su cargo de “Profesor de Historia en nuestra Escuela Nacional de Comercio”, el Comercial de Ramos Mejía, me estoy refiriendo al Dr. Baldomero Fernandez Moreno, escritor y médico…”Setenta balcones y ninguna…”

 

   -“ Tarde fría de invierno, tarde bien provinciana

       casas viejas, molinos y sombras amarillas,

       aquí está la estación, más allá la placita,

       tu campanario agudo. Oh gris Ramos Mejía-

 

-Carlos Boragno: Periodista Historiador

-Foto: Archivo CEHLAM